El pedido de juicio político a la Corte lo harán los diputados oficialistas en lugar de Alberto Fernández

Los legisladores del Frente de Todos mantuvieron una reunión virtual durante dos horas. Qué cambia con la nueva movida del Gobierno en su arremetida contra la Justicia.

Los diputados del Frente de Todos acordaron que serán ellos los que presentarán en el Congreso el pedido de juicio político contra la Corte Suprema y no el presidente, Alberto Fernández. Definieron esta estrategia parlamentaria tras una cumbre virtual de dos horas de los legisladores K que integran la Comisión liderada por Carolina Gaillard, le confirmó a TN la diputada oficialista.

El texto que presentarán los legisladores K de embestida contra el máximo tribunal será en base al impulsado por el Presidente y un grupo de gobernadores peronistas. El giro en la estrategia oficial se explica en que el pedido enviado por el Ejecutivo tiene una vigencia de un año, mientras que si lo hacen los legisladores dura tres.

El intendente de nuestra ciudad, Ramón Salazar comunicó hace unos días que se sumaba a los demás intendentes bonaerenses del FdT adhiriéndose al pedido de juicio político a la Corte (Los jefes comunales manifestaron en un comunicado su “total apoyo a la decisión del Presidente de la Nación, Alberto Fernández y los gobernadores de 11 provincias” de “solicitar al Congreso de la Nación el inicio de un proceso de juicio político a los integrantes de la Corte Suprema de Justicia de la Nación)

El Frente de Todos repasa los votos en la tropa oficialista y todos miran a los tres diputados massistas
El Frente de Todos ostenta la mayoría en la Comisión de Juicio Político y uno de los objetivos a los que apuntará en el transcurso de las próximas jornadas de reuniones es engrosar adhesiones dentro del propio espacio.

Por ejemplo, con los tres diputados massistas, que siguen sin tomar posición pública al respecto y que, de no acompañar, podrían complicar aún más las posibilidades de que avancen.

De todos modos, en el kirchnerismo están convencidos de que Ramiro Gutiérrez, Micaela Morán y Vanesa Massetani acompañarán el pedido. Se sustentan en que, si bien Sergio Massa busca mostrarse centrado en la gestión económica, mantiene viva su alianza con Máximo y Cristina Kirchner.

En tanto, para la negociación con los ocho gobernadores del FDT que optaron por no sumarse a la firma del proyecto, una posibilidad que baraja es la de cercar las acusaciones sobre el presidente de la Corte Suprema, Horacio Rosatti, y bajar a Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti del pedido de juicio político.

Por otra parte, la idea central es desgastar la ya opacada imagen pública de los jueces supremos y en paralelo, citar a los miembros del Máximo Tribunal a dar explicaciones ante la Cámara de Diputados.

La oposición prepara una dura contraofensiva
En Juntos por el Cambio el objetivo también es claro: frenar cualquier avance que se quiera hacer sobre los miembros de la Corte. Por ahora, la idea es que para cada iniciativa del oficialismo haya una contraofensiva de la oposición.

Si la intención del FdT es avanzar con el inicio del trámite, desde JxC pedirán que se abran también los sumarios de otros pedidos de juicio político que pesan fundamentalmente sobre Alberto Fernández y Cristina Kirchner y que están frenados porque el oficialismo tiene mayoría en esa comisión.