Después de 50 años de prisión, Robledo Puch podría quedar en libertad

El abogado de Carlos Robledo Puch dijo este viernes que dos mujeres a cargo de una residencia para adultos en San Nicolás dieron garantías para su cuidado y ofrecen albergarlo. Al “Ángel de la Muerte”, actualmente de 70 años, le rechazaron varias veces la solicitud de salir en libertad.

Después de pasar 50 años preso por 11 crímenes, Carlos Robledo Puch podría salir en libertad, según informó su abogado, Jorge Alfonso. Según el letrado, dos mujeres a cargo de una residencia para adultos en la localidad bonaerense de San Nicolás dieron garantías para su cuidado y le ofrecieron albergarlo.

Además, Alfonso le anunció al canal Todo Noticias que Robledo Puch ya dio el consentimiento para ser trasladado. Esta oportunidad puede generar gran revuelo, ya que al hombre de 70 años, preso desde hace tiempo en la cárcel de Olmos, le han rechazaron varias veces la solicitud de obtener la libertad.

Según la Justicia, las constantes denegaciones a su libertad se deben a que las pericias psicológicas y psiquiátricas manifiestan que, de salir de la cárcel, volvería a matar, algo que también él mismo manifestó: “Cuando salga los voy a matar a todos”.

Además, las autoridades del caso saben que el asesino serial ya no tiene familiares con vida, motivo por el cual no puede mantenerse ni cuidarse por sus propios medios.

“En estos días voy a presentar los requisitos que me pidió en diciembre el Juez de Ejecución Penal de San Isidro, se hará una constatación y después, calculo, se arbitrarán los medios para que Robledo Puch vaya a esa residencia”, explicó Alfonso respecto al anuncio de su libertad.

Con relación a cómo está Robledo respecto de la noticia, su abogado señaló que está ansioso y con ganas de cambiar de ambiente: “Hablamos de todo, de la causa, de lo que pasó, de los traslados que tuvo, de lo que siente. Mentalmente lo vi muy lúcido, pero tiene muchos problemas de salud. Hay que hacerle un estudio clínico general”.

“Está muy flaco, come muy poco. No está para nada bien. No es el de las fotos que circulan. Ahí estaba gordito, rellenito. Ahora está muy deteriorado”, agregó Alfonso.

En 1980, la Sala I de la Cámara de San Isidro condenó a Robledo Puch a la pena de “reclusión perpetua con la accesoria de reclusión por tiempo indeterminado” por 11 asesinatos cometidos entre 1971 y 1972. El apodo “el Ángel de la Muerte” está asociado a que, cuando cometió los crímenes, tenía tan solo 20 años.

Durante gran parte de su vida, vivió bajo rejas y encerrado en distintas cárceles: la primera fue en La Plata donde en 1973 se escapó, aunque fue capturado 68 horas después. De ahí fue trasladado a la Unidad 2 de Sierra Chica hasta 2019, cuando tras estar internado por una neumonía multifocal decidieron ubicarlo en el Penal de Olmos.

En 2018, se estrenó en los cines argentinos la película “El Ángel” protagonizada por Lorenzo Ferro y que cuenta la historia de Robledo Puch y cómo comenzó con sus crímenes para convertirse en uno de los mayores asesinos en serie de la historia del país.

LC con información de agencia NA